No normativo

Siempre me he preguntado por qué hablar de cuerpos no normativos, de sexualidades no normativas, de géneros no normativos, genera en algunxs tanto rechazo, miedo, a veces hasta asco.

A mí me genera todo lo contario: curiosidad, empatía, admiración. Una expansión de mi mente y la constatación de que hay miles de gafas para observar las mismas cosas desde diferentes perspectivas. ¡Cuánta riqueza, oye! Para mí el límite siempre ha sido saber si aquello que siento u observo es respetuoso con el entorno: ¿daña a alguien?, ¿obliga a alguien a cambiar sus hábitos o vida?, ¿reprime otras formas de expresión?…

Hay quien dice que esta «ideología de género» daña. No me pondré a listar los daños a los que se remiten, porque son bien sabidos: esas personas poseen los altavoces de lo normativo, mucho más potentes que los de aquellos que viven sin ese privilegio. Lo que daña es tratar de imponer una visión sobre la otra, sea la que sea.

Y difícilmente se impondrá la minoritaria. En esta cultura en la que vivimos lo cuantitativo manda. La norma se basa principalmente en la cantidad de gente que la apoya. Si es la mayoría, la norma es «la verdad». Hasta el dogma científico funciona así: el número de estudios científicos que apoyan una teoría son también la medida de su validez.

Pese a que la historia nos demuestra que la percepción de la realidad y de las verdades subjetivas de cada época están cambiando siempre, hay quien prefiere ignorar ese aprendizaje y aferrarse a «la verdad». Como si existiera una sola e inmutable. Y eso les permite vivir en la ilusión de que la vida es algo estable, eterno. Que hay un «bien», donde esas personas se ubican, y hay un «mal», donde estamos el resto.

Consecuencias de un pensamiento binario que limita. Descarta. Simplifica. Empobrece.

Quizás hace falta aprender a comprender.
Y, sobre todo, hace falta valor para respetar lo diverso como sinónimo de lo diferente a mí.
Mucho valor.
Porque lo diferente a mí no es, por definición, mi enemigo.

Deja aquí tu comentario

No Comments

Post A Comment

uno × 3 =